Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!
Panecillos de sobrasada

Panecillos de espelta integral rellenos de sobrasada de Menorca

Estos panecillos son una versión de unos que se hacen en Menorca y que en casa nos encantan. De hecho, solemos llevarlo a reuniones informales con amigos y se acaban en un plis plas. Son muy sencillos de hacer y muy agradecidos para comer.

En esta ocasión quise hacerlos con harina de espelta integral en vez de con harina normal de trigo y, oye, mucho más sabrosos y saciantes. ¿Te animas a hacerlos?

Ya ves: yo di forma de croquetas a las porciones de masa que, posteriormente, darán lugar a estos sabrosos panecillos.

Panecillos de espelta integral rellenos de sobrasada de menorca

INGREDIENTES (aproximadamente unos 20-25 panecillos panecillos)

  • 500 g de harina de espelta integral
  • 300 ml de leche de cabra
  • 100 ml de aceite de girasol
  • 6 g de levadura seca
  • 3 g de sal marina gruesa
  • 4 g de azúcar panela
  • 1 papa mediana guisada
  • 1 huevo grande
  • sobrasada de Menorca curada
  • sal negra en escamas
  • semillas de sésamo

ELABORACIÓN

1º) Haz la masa. Mezcla la harina con la levadura seca y añade la leche a temperatura tibia, así como el aceite y la papa escachada. Cuando la mezcla anterior esté amalgamada, incorpora la sal, el azúcar y las 3/4 partes del huevo ligeramente batido. Amasa hasta lograr una consistencia homogénea, un poco grasa y ligeramente (un poquito) elástica. Ponte un poco de aceite en las manos y bolea la masa, dejando el pliegue hacia abajo. Coloca la bola de masa en un cuenco amplio y bien aceitado. Tápalo.

2º) Fermentación de la masa. Deja que la masa leude a un poco más del doble de su tamaño. Opcional: permite reposar la masa en la nevera toda la noche y no le des forma hasta que no recupere la temperatura del ambiente.

3º) Forma los panecillos. Haz trocitos del mismo peso con la masa, dales forma de bola, introduce un trocito de sobrasada (2 cm) en ellas, dales forma de croquetas y colócalas en una bandeja de horno cubierta por papel de hornear.

4º) Fermentación de los panecillos. Cúbrelos con una tela de fina, limpia y seca de algodón o lino y deja que leven en un lugar tibio durante 1 hora aproximadamente.

5º) Hornéalos. Pínta los panecillos con lo que queda del huevo batido, añádeles unas semillas de sésamo y unas escamas de sal negra y hornéalos entre 8 y 12 minutos a 180ºC.

En mi horno bastaron 8 minutos, pero, un conocido los hizo y necesitó 10 minutos. Cada cual conoce su horno y debe ajustarlo a la receta.
A tener en cuenta
  • Aunque es una receta de panecillos típica de Menorca, al introducirle la harina de espelta integral, han cambiado las cantidades de algunos ingredientes y, evidentemente, la textura y el sabor. Yo, además, sigo la receta de mi suegra y ella los acerca más al pan que a los típicos vienas o bollitos de leche.

  • Lo diferente de esta receta es, sin duda, la harina de espelta integral. La harina de espelta es tan especial en esta receta por muchas razones. En primer lugar, tiene su propio sabor, textura y aroma. El grano de espelta es mucho más duro que su primo el trigo, tiene un sabor a nueces y es más dulzón. El resultado es una masa diferente de las habituales hechas con harina de trigo blanca. En segundo lugar, es una harina con un gluten distinto (más flojo) del que tiene el trigo, por lo que las cantidades de harina, leche y aceite suelen ser mucho más variables según las condiciones ambientales del lugar en el que se haga. Yo vivo en un sitio con una humedad relativa alta, por lo que, siempre añado el líquido a la masa poco a poco, para ver cómo esta reacciona y si me pide más líquido o no. Te pido que la hagas igual, porque, si no, puede que te quedes corto de harina y necesites añadir más y, en consecuencia, variarán la levadura, la cantidad de huevo… En tercer lugar, debido a cómo es el gluten de la espelta, las masas levan menos y tardan más en hacerlo. Tenlo en cuenta. Por eso y porque sé que ganan en sabor con las fermentaciones largas, preferí que mi bola de masa levase durante toda la noche en la nevera.

  • La harina de espelta tiene muchas más propiedades que la de trigo. Sus carbohidratos son más complejos (y por eso se digiere mejor), tiene más proteínas, vitaminas y minerales. Además, su gluten es mejor tolerado por personas con intolerancias al gluten (ojo, no hablo de los celíacos, que tampoco pueden comer nada que lleve espelta) y es una opción estupenda para quienes hayan eliminado el gluten de sus dietas.

  • Aviso: un panecillo hecho con esta masa es más saciante que los que llevan harina de trigo para todo uso. La espelta integral contribuye a aportar muchos más nutrientes.

  • Puedes ver una receta dulce hecha con esta misma masa pinchando aquí (coca d’albercoc).

5 Comments
  • Palmira
    Posted at 13:30h, 01 mayo Responder

    Maravillosos. No tengo más palabras…
    Los panecillos rellenos me chiflan y si llevan harinas integrales más sabrosos y saciantes.
    Aunque creo que no daré con tu relleno igual usaré otro con esta masa.
    Besos.
    Palmira

    • Laube Leal
      Posted at 17:46h, 01 mayo Responder

      Sé que a mucha gente no le gusta el sabor más marcado y la textura más consistente de las harinas integrales, sin embargo, a mí me gustan mucho más y, en este caso, aunque me maten los menorquines, puedo decir que con esta harina han mejorado mucho.
      Tú hazlos con el relleno que tengas a mano. Ya sé que la sobrasada de Menorca no será fácil de encontrar.
      Un besoooooo.

  • Marhya
    Posted at 17:22h, 01 mayo Responder

    Tienen que estar estupendos, me parece una idea genial para llevar de excursión en plan picnic. Me lo guardo, no sé qué tal se encuentra la leche de cabra por aquí, ¿cambia mucho el sabor o textura con leche de vaca?
    Feliz día.

    • Laube Leal
      Posted at 17:43h, 01 mayo Responder

      María, claro que puedes usar leche de vaca. Yo no la pongo porque no puedo tomarla, pero, sin problema, mi niña.
      Además, estos panecillos se pueden hacer y congelar, así que… ¡Perfectos!
      Feliz día, María.

  • Marhya
    Posted at 13:54h, 02 mayo Responder

    ¡Gracias Laura!

Post A Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.