Lumaconi con setas en salsa de ragú de ternera

Hoy les traigo una receta sencillísima y de las que nos ayudan a aprovechar restos de comidas anteriores. Quienes ya me conocen un poco saben que me encanta hacer comidas partiendo de comidas de días anteriores y es que de esta manera se ahorra, porque no tiramos nada, y se come con mucho más sabor. ¿No me creen…? Pues miren qué platazo.
Este plato tan fantástico es representativo del slow food por varias razones: las setas son recolectadas por nosotros mismos, el ragú de ternera se hace al chup chup para que concentre todos sus jugos y, la más importante, se hace para aprovechar una comida anterior. Premisas maravillosas para asegurarse una comida que nadie olvide y para ahorrarse unos eurillos, cosa que siempre viene bien y más últimamente. Y es que yo me pongo enferma cuando escucho que hay personas que tiran y tiran comida a la basura, porque… ¿La comida se tira? Por ética alimentaria y por la cantidad de personas que pasan un hambre atroz, pensemos dos veces antes de arrojar ningún alimento al cubo de la basura. ¿Me lo prometen…?
Cuando hablo de ragú o de estofado de ternera no estoy diciendo que sean la misma cosa exactamente. No lo son «exactamente», pero, como solemos hacer más estofado que ragú en nuestras casas, pues permítanse la licencia de usar cualquiera de las dos opciones. Yo les dejo mi guiso de ternera especiada y, si les gusta, lo usan y, si no, preparen el que más les guste a ustedes.
A modo didáctico, decirles que el ragú es el estofado italiano, aunque es más concentrado y, en ocasiones, más especiado. El ragú se prepara troceando bastante pequeña la verdura, dorándola primero, igual que los trozos de ternera, antes de añadir el caldo y dejar que todo cueza a fuego lento durante bastante tiempo. Aquí está el aspecto que menos me gusta a mí, aunque seguro que lo que voy a decir a ustedes les hace chirriar los dientes, pero he aquí la esencia de la cocina. A mi modo de ver, la cocina no es «una«. La cocina es «personalizar» y adaptar cualquier cosa a las necesidades de cada casa. Yo detesto estar horas con un caldero al fuego, por lo que prefiero usar la olla a presión, porque hay un ahorro energético importante y porque prefiero comer este guiso o estofado al día siguiente. De este modo logro que el reposo transforme un buen estofado en un estupendo ragú. ¡Y sin despilfarro energético! Todos los sabores se han concentrado, ha espesado y el aroma es maravilloso. Que sí; que ya lo sé… Que los italianos me matarían y si algunas mammas y nonnas levantasen la cabeza… Me da igual. Yo cocino como quiero y como a mí me da resultado. Cada cual prioriza algo y, para mí, el ahorro energético es una prioridad y no cocinar como mandan los cánones. ¡Estamos ahora mismo como para obedecer tradiciones sin ponerlas en tela de juicio!
Hay quien trocea las setas. Se puede. ¿Por qué no? Pero miren esas cantarellas carnosas y enteritas… ¿No les parecen preciosas? Pues la sensación al meterla en la boca entera es inigualable. Si me preguntan si pueden hacer este plato con otra seta les diré que sí. La que prefieran, pero que tenga sabor y carnosidad. Creo que con boletus sería el no va más. Con níscalos… no sé; no me acaba de convencer por el sabor más terroso que éstos tienen. Pero seguro que ustedes conocen muchas más setas que yo y encuentran la manera de introducirlas en un plato como éste. Si se deciden, cuéntenme.
¿Hacen ustedes platos de aprovechamiento, reciclaje de platos anteriores…? ¿Me los cuentan?

18 Comentarios

  1. Delicias Baruz

    De aprovechamiento…pero lujo total, qué cosa más buena. Un abrazo y feliz fin de semana, Clara.

    Responder
  2. laurilla fondant

    Te ha quedado una receta de aprovechamiento de 10. Yo también disfrazo las sobras del día anterior para intentar no tirar nada de nada a la basura. Besos

    Responder
  3. Sònia

    Laura, ya me conoces y sabes que este plato me vuelve loca!!! Si ademas, me lo presentas como plato slow food… jajajajaja<br />Una introduccion de lujo, con fundamento y moraleja, como me gusta tu redactado! Totalmente de acuerdo, la comida no se tira, se disfraza y se disfruta.<br />Un plato de lujo con unas fotos espectaculares.<br />Un besazo!

    Responder
  4. Myriam Valero

    Que plato tan rico Laura!! Me encantan las setas y con ese ragú es excelente. Madre mía… cuánta razón llevas, que lástima de comida, tiramos (y me incluyo) demasiada comida, como si no nos importara nada… cuánta falta de conciencia social nos hace falta, para ésto y para tantas cosas!!<br /><br />Mil besos guapa y feliz fin de semna

    Responder
  5. Rosa Borrás

    ¡Tienes unas manitas! ¡Pero tremenda delicia de plato has preparado! ¡Y yo aquí totalmente desconsolada! <br />¡Feliz fin de semana! <br />Besos.

    Responder
  6. Marhya

    ¡Madre mía, qué bueno, y con lo que en casa nos gustan las setas! Ahora por aquí hace demasiado frío para encontrarlas del campo, pero ya regresará el otoño o puede que con un poco de suerte, aparezcan algunas en primavera ;-)<br />Un beso.

    Responder
  7. Pilar Hernandez

    Me encantan las recetas para aprovechar restos, y las setas seguro le dan el toque para convertirlo en un plato delicioso.

    Responder
  8. Suny Senabre

    Hola guapa, cuánto tiempo sin pasar a verte!!! EL trabajo y algún que otro problemilla me lleva desde meses de cabeza pero a veces las cosas se complican y no llegamos a todo lo que queremos hacer.<br />Me encantan este tipo de guisos y desde luego te ha quedado con una pinta extraordinaria. la combinación de ingredientes me parece una verdadera delicia. Así que creo que te perdonaran el que lo

    Responder
  9. Alfons

    yo no tengo olla a presion…. asi que seguire con el metodo mas tradicional …. pero me apunto tus argumentos y sobre todo la receta: deliciosa!!

    Responder
  10. ivan alonso

    Ayyyyy….Lauuu…aprovechamiento total para esas cucharadas de caldo que siempre sobran en el fondo del calderoo…solo a ti se te ocurre…un toque de &quot;turmix&quot; y unas setas de acompañamiento…me parece ideal…mmm!!!!

    Responder
  11. Mayte

    Por un plato como ese y tu compañía, se hace lo que se tenga que hacer, ya sabes que cuidar el mundo, a las personas que se aman y no desperdiciar nadita de nada, es uno de mis vicios…tanco como tu cocina!<br /><br />Un beso enorme mi Lau.

    Responder
  12. Mónica López

    Pues yo me quedo con tu receta de estofado, que bien rico debe estar. <br />Y de aprovechamiento, pues todo lo que se puede y un poquito más. :-)<br />Besos

    Responder
  13. vicky

    Una delicia de receta y es que no se lo que tiene la pasta que va con todo y los ingredientes que has elegido me parecen de lo mas acertado <br />Un besito

    Responder
  14. foodtravelandwine

    Aca tambien reciclamos todo!….tu plato delicioso sobre todo con esas setas!……..Abrazotes, Marcela

    Responder
  15. Palmira http://comeconmigoelblogdepalmira.over-blog.es/

    Yo también Laura me sorprendo mucho cuando oigo gente (que tampoco es que tengan muchos euros a fin de mes…) decir que tiran comida!!<br />En casa lo reciclamos todo ya sea congelando mini raciones para cuando estoy sola en casa sin tiempo de cocinar o tuneando con tu delicioso propuesta de hoy :o)<br />Además reciclando sobras nadie se entera en casa porqué comer así no es nada aburrido!!!<br

    Responder
  16. Mi toque en la cocina

    No estamos para tirar nada y mucho menos comida y más cuando se pueden hacer recetas de aprovechamiento tan buenas como ésta. Precisamente quería hacer esta semana un estofado de ternera así que haré de más para preparar esta delicia (a ver que setas encuentro en el mercado)<br />Un besito mi niña y buena semana.

    Responder

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest

Share This